Aspectos a tener en cuenta antes de comprar un patinete eléctrico

En el post de hoy os traemos una serie de recomendaciones a tener en cuenta antes de pensar en comprarnos un nuevo patinete eléctrico.

comprar un patinete eléctrico

Lo sé, lo sabes, todos lo sabemos. Cuánto tiempo llevas pasándote horas frente al ordenador en casa o con los ojos clavados en la pantalla de tu teléfono móvil mirando fotografías del patinete eléctrico de tus sueños. Después de tantos meses pensándolo llega el momento de comprar un patinete eléctrico.

¿Cómo saber que será el patinete eléctrico idóneo?

Ahora es cuando empiezan a surgir las dudas, las indecisiones y los cambios de modelo a última hora. Lo tenías claro con el patinete eléctrico por el que te habías decantado en un principio, pero resulta que han anunciado la llegada de nuevos modelos y te gustaría saber si alguno de ellos se adecuaría mejor a ti.

¿Será mi patinete eléctrico elegido capaz de aguantar los kilómetros que tengo que hacer para ir al trabajo? ¿Qué hago si me quedo sin batería en mitad del trayecto? ¿Sería posible que me lo dejaran listo antes de enviármelo a casa? Y en caso de avería, ¿quién se encarga de solucionarme el problema?

Cuanta más información, mejor

Ve directo, no te cortes en hacer cualquier tipo de pregunta. Seguramente dispondrás de vía e-mail o telefónica para poder resolver todas tus dudas, los comerciales estarán encantados de ayudarte. Piensa que va a ser una gran inversión y que tienes que encontrar y poder comprar un patinete eléctrico acorde a tus necesidades.

comprar un patinete eléctrico

Antes de adquirir tu nuevo juguete, deberás de consultar la Normativa de Circulación en el Ayuntamiento de tu población. Si te ponen algún tipo de pega, tendrás que contratar un seguro básico. Después, ya estarás listo para resolver todas las cuestiones técnicas y estéticas del patinete.

¿Diseño o tamaño?

Aunque el tamaño del patinete y el peso tienen mucha importancia (permiten ir más cómodo y estable y permiten que vaya gente con más peso) también es muy importante que se pueda desmontar y transportar fácilmente para que no ocupe espacio y podamos meterlo de manera sencilla, por ejemplo, en el autobús o el metro. Lo ideal probablemente sería encontrar un modelo que combinara ambas características. Es decir, que se pudiera plegar fácilmente, fuera robusto y tuviera un peso relativamente contenido.

¿Tecnología o sencillez?

Por último, es importante fijarse en la tecnología que incluye el producto: si lleva luces LED en la parte delantera y trasera, si indica la carga de la batería, control de velocidad desde una aplicación de móvil… ¡Todo influye! Pero todos estos extras implican, generalmente, un aumento del coste.

En definitiva, cada persona tiene unas necesidades propias y necesita un tipo o otro a la hora de comprar un patinete eléctrico. 

¡Ten en cuenta la autonomía!

Asegúrate de que el patinete eléctrico que te gusta sea capaz de subir una pequeña pendiente. Del mismo modo, si se trata de un vehículo adecuado a terrenos lisos o podría circular por caminos. Asegúrate también de su tiempo de autonomía a la hora de comprar un patinete eléctrico: Calcula los kilómetros que debes de recorrer hasta llegar a la oficina, a la universidad o al gimnasio y comprueba que tu patinete vaya a soportarlos.

Y por supuesto, la comodidad

¿Con sillín o sin sillín? He aquí la cuestión. La ventaja de que tu patinete eléctrico tenga sillín ya la conocemos, comodidad 100%. ¿La desventaja? La mayoría de los patinetes eléctricos con sillín incorporado son vehículos robustos y algo pesados, de modo que si lo que deseas es poder transportarte por tren o autobús puede que la idea no te haga tanta gracia; si lo escoges sin sillín podrás plegarlo sin ocupar espacio alguno.

¿Revisiones técnicas o mantenimiento? ¿Cambios o modificaciones en el patinete eléctrico? Pregunta cómo hacer el mantenimiento del producto y tener clara la diferencia entre los motores con escobillas y los motores Brushless. Que no te de apuro, pregunta sin miedo. ¿Podré modificar mi patinete eléctrico sustituyendo la batería de serie? La mayoría de ellos disponen de baterías de gel, pero tal vez en un futuro estés interesado a cambiarlas por unas de litio.

comprar un patinete eléctrico

Comprar un patinete eléctrico NO es lo mismo que comprar una moto

Recuerda, vas a comprar un patinete eléctrico, no una moto scooter ni algo con lo que poder circular por la carretera. Son vehículos homologados por el Ministerio de Industria, Energía y Turismo, pero no necesitan ningún tipo de matriculación, por lo que deben de circular por la vía pública o carril bici.

Tampoco esperes que vayan a ser capaces de soportar cualquier tipo de terreno o peso del conductor. Cada patinete eléctrico es un mundo y deberás de atender a sus especificaciones técnicas.

Haz un uso correcto del vehículo y respeta las normas de circulación, solo así disfrutarás plenamente de tu nuevo patinete eléctrico sin alterar el orden mecánico y público.

 

Anterior

Contrata un seguro para tu Patinete Eléctrico

Siguiente

JetScoot abre sus puertas en el centro de Barcelona

3 Comentarios

  1. Jose Luis

    Hola, una duda que tengo y no encuentro nada es: puedo rodar cuando quiera o no tenga bateria como un patiente normal o no por no quedar las ruedas libres? Gracias

  2. Jorge

    ¿Se puede subir un patinete eléctrico a un autobús de la EMT o Interurbano?
    Gracias

Deja un comentario